Reloj de arena azul cuenta atrás

5 cosas de las que te arrepentirás antes de morir

Si te quedaran pocos días de vida, esperemos que no sea el caso, qué cosas que no has hecho a lo largo de tu vida te arrepentirías? . Esta pregunta, es la que formuló la enfermera Bronnie Ware a pacientes terminales con los que acompañó hasta sus últimos días y que plasmó a posterior en el libro Los cinco mandamientos para tener una vida plena.

De todas las conversaciones que tuvo a lo largo del tiempo, Bronnie Ware encontró 5 arrepentimientos que se repetían y eran más comunes en la mayoría de enfermos que tuvo la oportunidad de conversar.

A continuación te describo al detalle cada uno de los 5 arrepentimientos que obtuvo.

Arrepentimiento #1

“ojala hubiese tenido el coraje para vivir una vida auténtica y fiel a mis propios deseos y expectativas, y no vivir la vida que otros esperaban de mí ”

La mayoría de gente tiene sueños por cumplir pero suelen postponerlos por múltiples factores. Un trabajo que no va acorde con nuestros valores pero mantenemos por el estatus y prestigio que creemos que nos proporciona. Miedo a no tener dinero para vivir en la sociedad actual (casa,coche,ropa de marca…). Mantener una una relación tóxica para proyectar una imagen positiva acorde a lo que se supone que es correcto, etc.

Muchos de estos sueños que tenemos, son sustituidos normalmente por los sueños de otros, familia, amistades, trabajo, etc. Impidiendo realizar los que verdaderamente queremos.

Además, uno de los motivo por los que no cumplimos nuestros objetivos es debido a la opinión negativa que pensamos que podrían llegar a tener los demás de nosotros al realizarlos. Pues bien, mucha de la gente que fue entrevista al final de su vida no le importaba lo más mínimo la opinión de los demás y solo lamentaban todo eso que no realizaron.

De este arrepentimiento común, podríamos extraer la conclusión que es posible vivir una vida autentica y acorde a las cosas que realmente valoramos. No te traiciones a ti mismo y realiza el proyecto que tienes en mente ahora sin importar la opinión de los otros, recuerda que al final de la vida, estás opiniones poco importan.

Arrepentimiento #2

“ojala no hubiese trabajado tan duro”

No es malo querer una vida mejor, todos estaremos de acuerdo en esta afirmación. Pero mucha gente se centra a lo largo de su vida en su carrera profesional olvidando disfrutar de otros aspectos de la vida como la familia, viajar, ir a la montaña, leer un libro…

Es más, tener una vida llena de obligaciones y ocupaciones para realizar únicamente nuestras metas profesionales, puede ser una trampa que nos hace caer en invertir tiempo de nuestra vida en trabajar a cambio de dinero y siempre querer más pensando que esto nos va aportar más felicidad.

Uno de los ejemplos que Bronnie Ware explica en su libro, es el caso de un paciente llamado John.

John estaba en edad de retirarse y contaba con un patrimonio considerable. Pero en vez de retirarse y poder disfrutar con su mujer, decidió seguir trabajando. Por su parte, su mujer, deseaba que John se retirase para poder compartir más tiempo juntos. Finalmente, decidió trabajar un año más y retirarse definitivamente y poder disfrutar con su mujer. Pero ella enfermó y antes que terminara el año murió.

John confesó a la enfermera, que el motivo real de seguir trabajando era para recibir reconocimiento y estatus, pero se había olvidado de otras cosas importantes de la vida que podría haber disfrutado, como viajar o pasar los últimos días con su esposa.

La conclusión que podemos sacar de John es que muchas veces tenemos como única meta el trabajar más y más para obtener reconocimiento, estatus o simplemente más dinero. Pero si buscásemos un equilibrio, podríamos disfrutar de muchas otras cosas que también son importantes y no arrepentirnos al final de nuestra vida.

Arrepentimiento #3

“ me hubiese gustado tener el coraje de expresar mis sentimientos”

Otro de los arrepentimientos más comunes que detectó la autora del libro que estamos comentando, es la falta de expresar nuestros sentimientos a las personas que nos importan, y en algunos casos, a las personas en general.

Tenemos desgraciadamente la tendencia a no expresar nuestros sentimientos por diferentes motivos. No parecer blandos, miedo a decir lo que sentimos y ser desaprobados, simplemente por orgullo o reprimir nuestros sentimientos para estar en paz con los demás y no generar conflictos.

Esto puede provocar en muchos casos generar una sensación que nuestra vida no es plena y satisfactoria. Incluso algunos expertos afirman que puede provocar enfermedades surgidos del resentimiento, irá etc.

Probablemente si nos expresáramos libremente y siendo honestos con los demás, llegaríamos a tener un nivel de satisfacción personal mayor y una relación de más calidad con las personas.

Arrepentimiento #4

“me hubiera gustado estar más en contacto con mis amigos”

Los pacientes terminales cuando se enfrentaban a la muerte, muchos de ellos lamentaban haberse ido desvinculando de sus amistades a lo largo de su vida debido a estar centrados en actividades propias, criar hijos, proyección laboral, parejas, separaciones, etc.

Intentar sacar tiempo para aquellas personas que son importantes en nuestras vidas es fundamental para tener una vida equilibrada y no lamentarlo en nuestros últimos días. Además, este ejercicio va perfecto para identificar aquellos que son verdaderos amigos, personas en que puedes aprender, establecer relaciones constructivas y recibir apoyo cuando realmente se necesita.

Arrepentimiento #5

“me hubiese gustado ser más feliz.”

Hay personas que están toda la vida esperando ser felices a base de ganar más dinero, acumular cosas materiales, un ascenso profesional o mayor reconocimiento entre muchos otros. Pero mientras esperan que la felicidad llegue no disfrutan del momento y la vida se les escapa de las manos.

En este punto, muchos de los pacientes que se encontraban cara a cara con la muerte se daban cuenta que la felicidad depende de uno mismo y de los pensamientos que tenemos a diario. Felicidad no se trata de acumular cosas. Felicidad trata de agradecer lo que ya tenemos día a día y no esperar que algo suceda para ser feliz.

En muchos de los casos, en los últimos meses de vida, la gente volvía a recuperar su inocencia y se pasaban el día riendo, bailando o haciendo todo aquello que les apetecía hacer, disfrutando del momento sin importar lo que podía pasar el día siguiente.

Como conclusión personal, diría que no debemos dejar de hacer todo aquello que realmente nos gustaría hacer en la vida y disfrutar de las pequeñas cosas que vamos viviendo día a día con gratitud. Cuando llegue nuestro momento, y miremos atrás el resumen de nuestra historia, poder decir, ESTOY CONTENTO CON LA VIDA QUE HE TENIDO!

Si este post te ha gustado, a continuación te paso el enlace del libro por si te interesa y la biografía de la escritora por si quieres indagar más en el tema.

Bronnie Ware – Biografía

Los cinco mandamientos para tener una vida plena – Libro


Quizás te pueda interesar…

5 hábitos que podrían cambiar tu vida

5 libros que inspiran a viajar

Los 12 tipos de inteligencia: ¿cuál tienes tú?